Lepiota lutea

Es habitual verla en la tierra de las macetas situadas en zonas umbrías o en plantas de interior. Llama la atención el color amarillo de su sombrero, que cambia de forma gradual hacia el blanco cuando madura y se desvanece rápidamente cuando recibe los rayos del sol.  Lepitota lutea (Leucocoprinus birnbaumiibrí), no hacen daño a las plantas, pero son toxicas para los animales y los humanos.