Nuevos usos de las Huertas del Generalife | El Blog de La Tabla

25 febrero 2016

Nuevos usos de las Huertas del Generalife




Otra forma de ver la Alhambra. Porque a la Alhambra hay infinidad de maneras de mirarla, y todas buenas.  “El paisaje agrícola de las Huertas es el reflejo de los componentes históricos, culturales y paisajísticos que las han generado. Promover su conservación es un beneficio sociocultural, una contribución a la difusión y el conocimiento público del uso y cultivo sostenible de este patrimonio”.


Eso es lo que nos dicen desde el Patronato de la Alhambra, donde también se está gestando un proyecto cuyo objetivo no es solo la conservación desde el punto de vista patrimonial y paisajístico, sino también contribuir a la difusión de los usos tradicionales que tuvieron los terrenos donde se asientan las huertas de la Alhambra, en pleno corazón del conjunto monumental.


El Patronato de la  Alhambra  ha publicado un estudio sobre la conservación de las Huertas del Generalife, y el director del Patronato, Reynaldo Fernández Manzano, presentó el pasado mes de noviembre el libro 'Huertas del Generalife. Paisajes agrícolas de al-Andalus. En busca de la autenticidad'.  Este trabajo es resultado del proyecto de investigación desarrollado por la Universidad de Córdoba y la Escuela de Estudios Árabes (CSIC).  El proyecto ha sido coordinado por los investigadores Expiración García (CSIC), y Esteban Hernández (Universidad de Córdoba).


Proyecto y libro | Conservación Huertas del Generalife


El estudio se ha llevado a cabo en todo el conjunto de Huertas que son conocidas como Colorada, Fuente Peña, Grande y Mercería. que  se extendían en bancales o paratas a diversos niveles por debajo del palacio. 

Las huertas del Generalife se cultivan en la actualidad utilizando las mismas técnicas tradicionales que se empleaban en la época de los sultanes. El Generalife era una finca de recreo, pero su carácter rústico y la posibilidad de ser regada permitieron que en las laderas que había entre la muralla de la Alhambra y el Palacio del Generalife se pudieran cultivar las tierras para su explotación agrícola y, con ello, abastecerse de productos para el consumo. Desde el siglo XIV esas técnicas tradicionales se han transmitido de forma ininterrumpida.

Desde el Patronato  puntualizan que “han quedado excluidos los terrenos del Generalife que, aunque en el pasado fueron huertas, hoy día están transformadas en jardines modernos, área de aparcamiento, edificios de administración, documentación y otros servicios de la Alhambra”. Son las huertas que estaban situadas al sur del palacio, entre el Camino de los Cipreses y el Paseo de los Nogales, y que comenzaron a convertirse en jardines hacia 1930.


Fotos | tripadvisor

Junto con la publicación de ese libro, se pretende impulsar los nuevos usos de las huertas del Generalife, con el fin de que se conozcan mejor las técnicas agrícolas propias del Al Andalus y del reino Nazarí.  La gestión del paisaje agrícola de la Alhambra ayudará, sin duda, a modificar la visión que tiene el ciudadano de las huertas, incluida la cultura de los regadíos hortícolas en la historia del Al Andalus.

No sé en qué punto se encuentra el desarrollo de ese proyecto, por lo que, de momento, solo puedo confirmar lo que es ya un hecho, el libro, y recordaros la entrada que hacía referencia a las paratas de la Alhambra y sus coles, que fueron la planta del mes de febrero el pasado año en la Alhambra.

► De paratas y coles en la Alhambra






CONTENIDO RELACIONADO