Arte y naturaleza en fotografías con Magda Wasiczek

Magda Wasiczek Photography


Los jardines y la naturaleza son su escenario, y su intención, despertar al niño que hay dentro de cada espectador al mirar sus fotos, al menos por un tiempo, para descubrir eso que ven los ojos de los niños, un mundo más colorido y fascinante, misterioso y lleno de sorpresas.


Su prioridad no es mostrar el mundo exactamente de la manera que es, porque, opina, hay otros muchos fotógrafos que lo hacen mejor que ella. Su propósito es ofrecernos, a través de la fotografía, su visión del mundo, ese paraíso idílico de los cuentos. 


Magda Wasiczek Photography Fotografía plantas y jardines


Esa es la intención de la fotógrafa polaca Magda Wasiczek, y mi impresión es que lo consigue, ya lo creo que sí, consigue que sus fotos atrapen y te lleven a esa realidad que ha inventado para nosotros.  

Hoy me voy a dar el placer de compartir algunas fotos de una fotógrafa que, por suerte, ha “visitado” este blog en más de una ocasión. La primera vez lo hizo cuando mostré las fotos ganadoras en la edición del año 2013 (ver aquí) del concurso de fotografía de jardín que organiza Kew Gardens y que comparto cada año en este blog. Fue precisamente al publicar ese artículo cuando tuve la ocasión de conocerla a ella y a Rosanna Castrini. Las dos agradecieron en mi página de Facebook la mención a su trabajo. Yo, por mi parte, les agradecí a ellas el gesto y desde entonces soy aún más admiradora de sus fotografías y de su personalidad; y todas seguimos de cerca nuestros progresos (los fracasos se quedan en las respectivas casas…).


Magda Wasiczek Photography

Tuve la oportunidad de volver a hablar de Magda cuando ganó, de nuevo, un premio en ese mismo concurso, IGPOTY. En esa ocasión era la edición 10 -celebrada en el año 2015 (ver aquí)- y suponía un suma y sigue de éxitos de Magda, que en este blog se coronó con otras fotos que compartí cuando hablé de Arboreto Trojanów (absolutamente imperdible, si no lo viste puedes hacerlo en este enlace: Arboretum Trojanów. Nadie es profeta en su tierra).  

Sus fotos de ese jardín, junto con las de Marzena Bąkowska, han sido admiradas por los lectores de este blog una y otra vez; y lo sé, no solo por los comentarios recibidos en su día, sino también por la repercusión que tienen cada vez que las comparto en algunas de las redes sociales. El jardín fascinó, por supuesto, porque es una joya, pero las fotos también. Y es que así es la vida, hay jardines extraordinarios y fotógrafos extraordinarios. Cuando coinciden ambos, la magia está servida. 

Magda Wasiczek Photography

Las fotos de Magda Wasiczek tienen fuerza, no solo por su maestría y la técnica utilizada, sino especialmente por el alma que pone al realizarlas, esos detalles con los que intenta atraparnos en su universo, que son imposibles de imitar. Hay personas que nacen con un don y cuando tenemos la oportunidad de conocerlas, lo mejor que podemos hacer es apreciarlas, admirarlas y ser felices por tenerlas cerca. Qué hacemos ¿soñamos?