Un jardín urbano en Chelsea Flower Show, con algunas ideas para trasladar a casa


Greening Grey Britain Garden. Chelsea Flower Show 2017 Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Que por plantas no sea. Por ideas tampoco. Todo con el propósito de animar a los ciudadanos a reverdecer algunos espacios urbanos, muy especialmente los jardines delanteros que conquistaron en su día los coches en algunas ciudades del Reino Unido.

Estamos de nuevo en Chelsea Flower Show, recordando qué es lo que se pudo ver por allí estos días pasados. El jardín que veremos hoy, lo comenté hace poco al hablar de lo que entonces solo eran bocetos de los diseños de jardín para la presente edición de este festival. Toda la información está en este artículo:




Tal y como dije entonces, la Royal Horticultural Society (RHS) inició hace dos años la campaña Greening Grey Britain, tras observar cómo el número de espacios verdes en las ciudades del Reino Unido habían caído hasta niveles alarmantemente bajos. Por aquel entonces, más de cinco millones de jardines delanteros no tenían ya ni una sola planta.


Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle


No es la primera vez que Nigel Dunnett presenta un jardín de estas características en apoyo de esa campaña y en esta ocasión el diseño está lleno de ideas que podrían “trasladarse a casa”. Ideas relevantes, no solo para jardineros domésticos y grupos comunitarios, sino también para desarrolladores urbanos (residenciales y comerciales). Esa era la idea y las imágenes que comparto hoy nos ayudaran a comprobar que parecen haberse cumplido las expectativas.  Yo, personalmente, he visto unas cuantas ideas interesantes, pero, primero vamos a recordar el planteamiento de ese jardín.


Greening Grey Britain Garden


El jardín está situado en un entorno urbano. Representa un área con rascacielos y edificios de apartamentos, donde a modo de “más difícil todavía” se las ingenia para crear un espacio urbano, un jardín “adaptado al cambio climático” en el que no se ha renunciado a la funcionalidad y la estética.

Su objetivo es transmitir el mensaje sobre la necesidad urgente de poner el paisaje, la horticultura y la naturaleza en el centro del nuevo desarrollo urbano.

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle



Para enfatizar este contexto urbano, en el jardín se puede apreciar el primer mural de arte callejero que se ha presentado en Chelsea hasta la fecha.

Diseño sensible al agua

Y ¿qué quiere decir Nigel Dunnet con esto? Es simple, el jardín que ha diseñado utiliza los principios del diseño sensible al agua, drenaje sostenible y jardines de agua; todo ello con el fin de hacer frente a las inundaciones repentinas y la escorrentía desde el tejado del edificio.  Para lograrlo se hace uso de huecos y áreas de humedales, temporales y permanentes, dentro del jardín.


Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle



Plantación naturalista para promover vida silvestre 

Pero no se olvida de los posibles problemas de sequía y parte del diseño de plantación se hace con especies tolerantes a la sequía, porque no necesitan riego adicional para su supervivencia.  Todo el diseño de plantación es, en realidad, de estilo naturalista, con el fin de promover la vida silvestre y la biodiversidad.


Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle


Jardín práctico y realista

A pesar de que pueda parecer un jardín un tanto “idílico”, Nigel Dunnett lo presenta como un jardín práctico y realista, donde no faltan elementos funcionales para el almacenamiento de bicicletas, instalaciones de reciclaje y compostaje, técnicas para integrar verduras, hierbas y frutales en espacios comunes, entre otros.

Espacio compartido

Todos esos conceptos se pueden reunir en una idea básica que forma el corazón del jardín, un espacio compartido que fomenta las interacciones. Algo absolutamente necesario para que los jardines urbanos comunitarios funcionen, prosperen y se propaguen. Me encanta esa mesa para reuniones... o para sentarse a leer un rato.


Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle



El jardín ocupa una superficie de 122,6 m2. En ellos se destinaron 29,8 m2 a pavimento con placas de hormigón recuperadas y otros 29,7 m2 a senderos construidos a base de hormigón pulido y alisado. Los elementos decorativos ocupan un espacio de 7 m2; las zonas húmedas 15,8 m2 y para el diseño de plantación se ha reservado 40,3 m2. Un jardín de exhibición, pero con los pies muy bien puestos en la tierra. 

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle


Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle

Foto © RHS Credit: Sarah Cuttle 





TAL VEZ TE INTERESE