Campanas victorianas o cloches para el jardín



Para la protección de plántulas y plantas jóvenes o como elemento decorativo en el jardín, el porche o el interior del hogar. Las llamadas campanas victorianas o cloches de jardín son invernaderos a muy pequeña escala, que no siempre resultan tan útiles como quisiéramos, pero, en cualquier caso, son una forma de añadir belleza y encanto allí donde las plantas lo requieran.







Publicidad

Primero fueron las paredes de frutales las que dieron calor a algunas plantas en las noches frías del invierno. Era la energía renovable utilizada durante la Edad Media y la Edad Moderna, puesto que por aquel entonces resultaba muy difícil conseguir grandes placas de vidrio transparentes, lo que limitaba el uso de invernaderos para el cultivo.

campana de cristal para proteger plantas jóvenes y plántulas en invierno
Crocus
campana de cristal con orquídeas
Karl Gercens

Pero, desde principios del 1600, los productores europeos hicieron uso de métodos de invernadero a pequeña escala. Las formas más simples de invernaderos fueron la “cloche” (en francés, campana) un frasco con forma de campana o una jarra de vidrio sin fondo que se colocaba en la parte superior de las plantas. También se utilizaba otro método que consistía en un pequeño semillero encerrado en una caja con tapa de cristal.

terrario de hierro y cristal con plantas dentro
 Karl Gercens

Las campanas protegen las plántulas sensibles y las plantas jóvenes del frío, el viento, las babosas y los insectos. Promueve el crecimiento rápido, estable y algo más vigoroso. Además, ayudan a mantener cierta humedad en la planta. Si fuera necesario, se puede poner una piedra que sujete la campana para dejar que circule el aire. Obviamente, cuando el sol es abrasador las campanas deben abrirse o quitarse por completo. En las plantas con flores, las campanas de vidrio protectoras se retiran cuando comienza el período de floración con el fin de permitir que los polinizadores puedan comenzar su trabajo.

campanas de cristal para proteger cultivos
Crocus

Los clásicos jarrones de cristal todavía están disponibles, pero tienen algunas limitaciones, debido a que están hechos de vidrio pesado y son pequeños, lo que significa que el aire atrapado en el interior puede calentarse demasiado en los días soleados, pudiendo dañar nuestras plantas, incluso matarlas. Por eso, un aspecto importante a tener en cuenta siempre es la ventilación.

No siempre son asequibles y cuando no buscamos el aspecto estético, sino meramente práctico, podemos tener en cuenta que existen en el mercado campanas hechas de plástico resistente que simulan el diseño de las campanas de cristal. Estas versiones modernas de campanas individuales no son tan elegantes como las tradicionales campanas de vidrio, sin embargo, algunas ofrecen el mismo o un mejor grado de protección contra las heladas, están hechas de materiales livianos y son más fáciles de ventilar. incluso llevan una tapa ventilación en la parte superior que facilitan el cultivo, según las necesidades en cada momento y, algunas de ellas, puntos de anclaje al suelo.


campana de plástico para proteger plantas jóvenes y plántulas en invierno
Crocus

Campana victoriana de plástico protegiendo el cebollino
Crocus

Crocus

Crocus

Cada circunstancia tiene su opción y todo es cuestión de buscar aquella que más se ajuste a nuestras necesidades y recursos. En cualquier caso, siempre tendremos la posibilidad de utilizar la imaginación y reciclar objetos en casa que pueden sernos de utilidad, como las ya famosas botellas de plástico o cualquier jarrón o vaso grande. Lo importante, siempre, mantener el grado de humedad óptimo, controlar que la temperatura no se dispare y utilizar algún sistema que ayude a proporcionar la ventilación necesaria si se diera el caso.


Visto en Amazon





Visto aquí

Visto aquí




PUEDE INTERESARTE

EXPLORA MÁS SOBRE ESTE TEMA