Jardín de invierno en Anglesey Abbey and Gardens

Winter Garden en los jardines de Anglesey Abbey •• Fernando Ruz


El llamado Winter Garden (Jardín de invierno) en Anglesey Abbey se diseñó especialmente con plantas que están en su mejor momento durante el invierno, cuando el color (y la fragancia) escasea en otros lugares de esos jardines.


A pesar de su nombre, en realidad, Anglesey Abbey nunca fue una abadía en sentido estricto. Se cree que fue fundada por Enrique I en 1135 como el St. Mary Hospital. A principios del siglo XIII se convirtió en un priorato de la orden de Canónigos Regulares de San Agustín.


Anglesey Abbey and Gardens 


En 1929 fue adquirida por Huttleston Broughton (Baron Fairhaven) y bajo su dirección los jardines de Anglesey Abbey se han llegado a convertir en uno de los más señoriales de Gran Bretaña. La propiedad incluye una casa de estilo jacobeo, un molino hidráulico y el jardín, que ocupan una extensión de 46 hectáreas divididas en 23 áreas, donde se incluyen numerosas estatuas clásicas, jardines temáticos, avenidas arboladas y múltiples paseos. Hoy en día, la casa y sus terrenos son propiedad del National Trust y están abiertos al púbico. 


Jardines para las cuatro estaciones

Los jardines de Anglesey Abbey están ubicados en Cambridgeshire, en East Anglia (Anglia Oriental), una región situada al este de Inglaterra. En esa región el clima es muy seco, por lo que en 1999 fue necesario establecer un sistema de compostaje para mejorar el drenaje y ayudar con ello a retener el agua en tiempos de sequía.


Monks Garden en Anglesey Abbey and Gardens (mayo) •• Anglesey Abbey

Los jardines se diseñaron para ofrecer interés y color durante todo el año. En primavera destacan las flores de narcisos y tulipanes. En verano lo hace la bordura mixta de herbáceas, el jardín de rosas, las dalias y más de 12 hectáreas de praderas de flores silvestres. En otoño, las dalias ofrecen intensos colores hasta que llegan las primeras heladas y, con ellas, surgen las alfombras de ciclamen y los cálidos colores otoñales.


Colores vivos, texturas y aroma en invierno

Pero estamos en pleno invierno y hoy quería detenerme a ver algunas imágenes del Winter Garden o jardín de invierno, un jardín que puede llegar a iluminar incluso los días más fríos de esta estación. Supe de este jardín por primera vez gracias a un post publicado por Fernando Ruz en su blog en enero de 2014. Comentaba entonces, que lo más notable del jardín es que se huele antes de verlo, en referencia al buen número de plantas cuyas flores impregnaban con su aroma el aire frío de la mañana en ese jardín de invierno, flores de arbustos y arbolitos como sarcococas, dafnes, macasar , mahonias y hamamelis.

El Winter Garden fue plantado hace 21 años para conmemorar el centenario del nacimiento de Lord Fairhaven en 1896. Está formado por un camino de 400 metros largo y estrecho, con un camino serpenteante cuya posición aprovecha al máximo el sol bajo de invierno, y contiene más de 150 variedades de plantas.


Miscanthus en Winter Garden, Anglesey Abbey and Gardens •• Anglesey Abbey

Senderos en el Winter Garden de Anglesey Abbey and Gardens •• Anglesey Abbey

Los árboles han sido seleccionados especialmente para proporcionar colores vivos, texturas y un aroma increíble. Así, el paseo de invierno está salpicado por el rojo brillante de cornejos (Cornus sanguinea ‘Winter Beauty’), los vibrantes tonos naranja de algunas especies de sauces, como Salix alba var. vitellina recortada y la pulida corteza del tronco de cerezo tibetano (Prunus serrula).

Las flores de Sarcococca hockheriana, Viburnum farreri, Daphne bholua ‘Jacqueline Postill’, Chimonanthus y Mahonia aportan belleza, pero sobre todo fragancia, mientras que en ese mismo paseo cubren el suelo plantas herbáceas como bergenias (Bergenia 'Bressingham Ruby') y vincas (Vinca minor).


Jardín de invierno en Anglesey Abbey and Gardens •• Anglesey Abbey

Flores fragantes de Viburnum farreri • Anglesey Abbey

En enero y febrero el suelo lo cubren también las flores que surgen de crocos y eléboros, así como alfombras de flores de acónitos de invierno (Eranthis hyemalis) y, muy especialmente, de campanillas de invierno o snowdrops (Galanthus), que hacen las delicias de los galantófilos que acuden de diferentes lugares del mundo para admirar una de las colecciones más grandes del Reino Unido.


Galanthus •• Anglesey Abbey 
"Snowdrops" en Anglesey Abbey and Gardens •• Anglesey Abbey

Al final del recorrido, el punto focal de este jardín ofrece un verdadero espectáculo: el bosque de abedules del Himalaya (Betula utilis var. jacquemontii 'Silver Shadow') con troncos y ramas de color blanco puro que realmente impresionan.


Betula utilis var. jacquemontii 'Silver Shadow' al final del Winter Walk, Anglesey Abbey and Gardens •• Fernando Ruz


Dicen que este jardín de invierno es un paseo para todos los sentidos y siempre placentero, tanto si se realiza en un día brillante, como en un día donde el cielo es sombrío y gris. 


Anglesey Abbey and Gardens en invierno •• Anglesey Abbey

Winter walk en el jardín de invierno, Anglesey Abbey Gardens •• Anglesey Abbey

Amentos de Corylus avellana ‘Atropurpurea’ •• Anglesey Abbey

Flores fragantes de Sarcococca hockheriana ‘Dyginia’ •• Anglesey Abbey

Flores fragantes de Daphne bholua 'Jacqueline Postill' •• Anglesey Abbey 

Winter Garden, Anglesey Abbey Gardens •• Anglesey Abbey

Flores fragantes de Mahonia •• Anglesey Abbey

Sendero de invierno en Anglesey Abbey Gardens •• Anglesey Abbey

 •• Fernando Ruz

Fernando Ruz

 Fernando Ruz

Betula utilis var. jacquemontii 'Silver Shadow' al final del Winter Walk, Anglesey Abbey and Gardens •• Fernando Ruz

Anglesey Abbey Gardens en invierno •• Fernando Ruz




PUEDE INTERESARTE

EXPLORA MÁS SOBRE ESTE TEMA