Olivilla. Teucrium fruticans | El Blog de La Tabla

15 abril 2014

Olivilla. Teucrium fruticans



De crecimiento rápido, admite poda severa, incluso a ras de suelo, para ofrecer después matas redondeadas. Un arbusto perenne tolerante a la sequía, en suelos pobres y bien drenados, que se muy adapta bien zonas de litoral,  le gusta estar a pleno sol y soporta bien temperaturas extremas.  




Puede llegar a medir entre 1 a 2 metros de altura y la misma anchura, con hojas, verde grisáceas, que ofrecen un contraste cromático muy interesante para crear composiciones.

Dicen que su flor, pequeña, no es lo más vistoso de este arbusto, sin embargo yo creo que es muy bella y aporta a esta planta unos toques azulados muy atractivos, desde el mes de marzo hasta julio.




Olivera, olivilla, olivilla blanca, salvia amarga, salvia rabia, troyana andaluza, troyana grande, troyana real (En inglés: Tree Germander o Shrubby Germander) y, para que todo el mundo lo entienda, su nombre científico: Teucrium fruticans.  Muy  común en sotobosques y chaparrales, es nativo de la región mediterránea y norte de África. Se distribuye por el sur de Portugal, Extremadura y Andalucía, pero se puede encontrar en buena parte del resto de las regiones mediterráneas.

Todas sus excelentes cualidades hacen que se considere como una buena opción para rocallas, setos y borduras en jardines mediterráneos sin especies exóticas invasoras. 


















Teucrium fruticans L. (Sin. Teucrium latifolium L.)
Familia: Lamiaceae
Subfamilia: Ajugoideae
Tribu: Teucrieae
Género: Teucrium


CONTENIDO RELACIONADO