Allium siculum (Nectaroscordum siculum)




El ajo de miel siciliano (Allium siculum) tiene atractivas flores en forma de campana, pero no te dejes engañar por su belleza, como la mayoría de los miembros de su género y subgénero, tiene un olor desagradable cuando se rompe o machaca. Bueno, quien dice olor desagradable, dice olor a ajo, que sobre gustos no hay nada escrito y a mi el olor a ajo fresco de estas plantas no me desagrada en absoluto.


Un poco confusa la identificación de esta especie de la familia Amaryllidaceae, pero lo que sí es cierto es que no está reconocido el género Nectaroscordum. Se trata de un subgénero de Allium, cuya especie tipo es Allium siculum. Sin embargo, es más común encontrar esta planta identificada por su sinónimo, Nectaroscordum siculum.




Publicidad

También tiene varios nombres vernáculos, pero el más conocido es ajo de miel siciliana. Por esa zona, precisamente, vamos a encontrar el origen de esta planta.  Es nativa de Europa, donde crece en bosques húmedos y campos entre rocas, desde el Mediterráneo hasta Rumanía.





Allium Siculum
(Sin. Nectaroscordum siculum)


Allium siculum es una planta bulbosa perenne, con hojas estrechas de 30 a 40 cm de largo que emergen a fines del invierno o principios de la primavera.

Los tallos florales sin hojas son lisos y de color gris. Miden hasta 120 cm de altura y aparecen en mayo y junio, a medida que las hojas mueren. El tallo emerge de una hoja suelta y envuelta, con las flores encerradas en un par de brácteas verdes, como espátulas. Las inflorescencias cuelgan en una umbela, cada una de las cuales contiene hasta 30 flores individuales de color blanco cremoso y rosa púrpura con algo de verde.




La inflorescencia continúa siendo atractiva incluso después del periodo de floración, cuando forman cápsulas de semillas de color canela que giran hacia arriba donde antes colgaba cada flor en forma de campana. Son muy apreciadas para flor cortada, incluso las cabezas de semillas secas se utilizan en arreglos de flores secas.

Allium siculum se cultiva como ornamental para camas y borduras, en macetas de patio y en contenedores en el jardín. Son perfectas para un jardín de grava, en plantaciones de perennes y para naturalizar.

Los bulbos se plantan en otoño a una distancia de 10 cm y una profundidad de 15 cm. Es recomendable que se cultiven en suelo ligero y arenoso, bien drenado. Mejor a pleno sol, aunque toleran una sombra parcial.

Una de las grandes virtudes de este bulbo de flor de primavera es que sus flores son muy atractivas para abejas y abejorros, insectos benéficos y otros polinizadores, lo que hace a esta especie una buena elección para plantaciones en jardines que favorecen la biodiversidad.

Familia: Amaryllidaceae
Género: Allium
Subgénero: Allium subg. Nectaroscordum
Especie tipo:  Alium siculum (sin. Nectaroscordum siculum)









PUEDE INTERESARTE

EXPLORA MÁS SOBRE ESTE TEMA