Cotoneaster, cultivo y variedades para el jardín

Cotoneaster | Flickr


Los brillantes frutos de estos arbustos y árboles pequeños, resistentes y fáciles de cultivar, regalan color al jardín en otoño e invierno y proporcionan alimento a las aves silvestres. Además, sus flores, ricas en néctar y polen, atraen abejas y otros polinizadores



Genero Cotoneaster

Cotoneaster es uno de esos arbustos que suele pasar desapercibidos durante gran parte del año, hasta que sus vibrantes bayas colorean los meses de invierno. Forma parte de la gran familia de las rosas (Rosaceae) y su taxonomía se complica debido a la hibridación interespecífica de las especies y, también, a la reproducción asexual por medio de semillas (apomixis). Su rango de distribución se encuentra en Eurasia subalpina y templada, pero su mayor diversidad se encuentra en el suroeste de China. 

Lo integran unas 240 especies y 12 variedades aceptadas de arbustos o árboles de pequeña talla, erectos o postrados, que pueden ser perennes o caducifolios. Sus flores pequeñas, de color rosa o blanco, son muy atractivas para las abejas, por lo que es una buena elección para los jardines de vida silvestre. Las flores, que se asemejan a los capullos de rosa, forman corimbos que surgen en pleno verano.

abeca pecoreando en flores de arbusto cotoneaster
Cotoneaster 'Hybridus Pendulus' | Flickr

Cotoneaster | Flickr

Hojas y bayas de Cotoneaster | Flickr


Pero, más que la flores, el valor ornamental de este género de plantas viene dado por su hermoso follaje verde oscuro y sus grandes y brillantes bayas rojas o anaranjadas que duran desde el otoño hasta el invierno. Incluso, los cotoneasters caducifolios también presentan un brillante color otoñal en tonos brillantes de naranja, rojo y púrpura.

En la Península Ibérica son especies autóctonas Cotoneaster granatensis, C. integerrimus y C. tomentosum, pero hay más especies asilvestradas que crecen en diferentes zonas de la península.


Cultivo y cuidados

Los cotoneasters son plantas completamente resistentes y pueden ubicarse a pleno sol o sombra parcial. Se adaptan bien a una amplia gama de suelos, incluidos los calcáreos y los pobres, pero lo que sí hay que tener en cuenta es que no les agrada crecer en suelos encharcados. También toleran bien la contaminación atmosférica. Si bien la mayoría de las especies de hoja perenne mantendrán sus hojas durante todo el invierno, hay algunas como C. × watereri que pueden perderlas en un invierno muy frío.

La poda hay que realizarla al final del invierno, ya sea para restringir el tamaño o para entrenar plantas cultivadas en la pared. Soportan la poda severa, volviendo a la madera vieja, así que simplemente hay que tener cuidado de ser selectivo con las ramas que crecen rebeldes y ocultar los cortes dentro del marco. 

Usos en el jardín

Las especies de bajo crecimiento y propagación, como C. dammeri y C. horizontalis, son excelentes para cubrir el suelo y para arrastrarse sobre rocas y paredes. Sin embargo, se debe tener la precaución de limpiar la maleza antes de plantar, puesto que, una vez establecida la planta, será muy difícil eliminarlas.

Cotoneaster horizontalis también se puede entrenar eficazmente contra una pared y es el más utilizado para este propósito. Lo cierto es que ningún cotoneaster es un verdadero escalador, pero algunas especies se pueden dirigir para que cubran paredes y cercas, siempre que los tallos se fijen en su posición a medida que crecen. Otras especies que admiten estos usos son C. conspicuus y C. franchetii.

Cotoneaster en espaldera | Flickr

Se pueden encontrar algunas especies de Cotoneaster que son arbustos vigorosos y resistentes, inicialmente verticales, que a menudo tienen tallos arqueados y pueden tener forma de árbol una vez maduros. Son ideales para crear setos y dar altura en jardines pequeños donde no se puede acomodar un árbol grande. En las fronteras, son un excelente telón de fondo para otras plantas. Tal es el caso de especies como Cotoneaster conspicuus, C. salicifolius, C. lacteus y C x suecicus.


Algunas especies y variedades

• Cotoneaster × suecicus ‘Coral Beauty’

Arbusto de hoja perenne y porte compacto, con hojas pequeñas y brillantes de color verde oscuro, y pequeñas flores blancas seguidas de bayas de color rojo anaranjado. Altura: 1m. Extensión: 2.5m.

Cotoneaster × suecicus ‘Coral Beauty’ |  Flickr


• Cotoneaster amoenus

Arbusto de hoja perenne densamente ramificado. Tiene pequeñas hojas verdes brillantes que son lanosas y grisáceas debajo. Las flores blancas con anteras de color púrpura rosado se producen en pleno verano, seguidas de bayas rojas brillantes que se forman en racimos al final de las ramitas cortas. Altura: 1.5m.

Cotoneaster amoenus | Flickr


• Cotoneaster bullatus

Es un gran arbusto caducifolio. Tiene hojas ovadas profundamente veteadas que se vuelven rojas y anaranjadas en otoño. Pequeñas flores de color rosa pálido que se producen a principios del verano, seguidas de bayas relativamente grandes de color rojo brillante que se colorean temprano. Altura: 4m.

Cotoneaster bullatus | Flickr


• Cotoneaster frigidus ‘Cornubia’

Arbusto grande semiperenne o árbol pequeño, redondeado y de crecimiento compacto, con hojas elípticas de color verde oscuro. Las flores blancas son seguidas por grandes ramilletes de bayas de color rojo brillante. Altura: 6m.

Cotoneaster frigidus ‘Cornubia’ | Flickr


• Cotoneaster horizontalis

Arbusto caducifolio, con hojas de color verde oscuro brillante y  pequeñas flores de color blanco rosado en mayo, seguidas de brillantes bayas rojas de otoño. Las hojas se vuelven de color rojo anaranjado antes de caer. Altura: 2 m.

Cotoneaster horizontalis | Flickr


• Cotoneaster dielsianus

Es un elegante arbusto caducifolio de tamaño mediano, con ramas arqueadas largas y delgadas. Las hojas verdes son gruesas, profundamente corrugadas, con fieltro gris o verdoso debajo, y de colores brillantes en otoño. Produce racimos de fragantes flores rosadas seguidas de abundantes bayas escarlatas en otoño. Altura: 3m.

Cotoneaster dielsianus |  Flickr


• Cotoneaster franchetii

Arbusto de hoja perenne con ramas delgadas y arqueadas. Las pequeñas hojas ovales son de un verde brillante con una parte inferior blanca. Tiene llamativas bayas de color rojo anaranjado en otoño. Altura: 3m.

Cotoneaster franchetii | Flickr


• Cotoneaster ‘Hybridus Pendulus’

Es un arbusto vigoroso de hoja perenne postrado con grandes hojas elípticas y pequeñas flores blancas seguidas de abundantes bayas rojas en otoño. A menudo se injertan para formar un pequeño árbol pendular. Altura: 2m.

Cotoneaster ‘Hybridus Pendulus’ | Flickr


• Cotoneaster lacteus

Arbusto de hoja perenne con hojas ovaladas de color verde oscuro mate que tienen partes inferiores de lana gris. Flores blancas en junio o julio, seguidas de pequeñas bayas de color rojo anaranjado desde otoño hasta marzo. Altura: 4m.

Cotoneaster lacteus |  Flickr


• Cotoneaster Salicifolius ‘Rothschildianus’

Es un gran arbusto caducifolio o semiperenne con hojas grandes y estrechamente lanceoladas, y pequeñas flores blancas en grandes grupos seguidos de bayas de color amarillo pálido y cremoso. Altura: 5m.

Cotoneaster Salicifolius ‘Rothschildianus’ |  Flickr


PUEDE INTERESARTE

EXPLORA MÁS SOBRE ESTE TEMA