El Capricho. Mucho más que un búnker en un jardín | El Blog de La Tabla

26 mayo 2016

El Capricho. Mucho más que un búnker en un jardín



Como sucede en numerosas ocasiones,  la acción ciudadana es la que ha puesto en valor su patrimonio histórico. La noticia fresca que circula estos días es que, por fin, el búnker del parque de El Capricho podrá visitarse a partir de este sábado, pero esa noticia resulta aún mejor al saber que habrá más.


Un museo en el Palacio de los Duques de Osuna

En 2016 se consignó un presupuesto municipal de 300.000 euros para realizar el diseño y la relación del proyecto de creación de un museo en el Palacio de los Duques de Osuna, en el parque histórico de El Capricho, en la Alameda de Osuna de Madrid, que incluye también el búnker que abre sus puertas, muchos meses después de que el Ayuntamiento de Madrid recogiese el testigo de una iniciativa ciudadana encaminada a su apertura.

Ahora, el objetivo del Ayuntamiento de Madrid es que entre 2017 y 2018 se acometa la conversión en museo del Palacio de los duques de Osuna, que fue residencia de los impulsores del jardín, y que según apuntó la alcaldesa, Manuela Carmena, podría acoger obras pertenecientes al Patronato del Museo del Prado para exposiciones temporales. Esa es una de las joyas de ese proyecto. Pero también el búnker.

Goya - Los duques de Osuna y sus hijos 1787 - 1788. Óleo sobre lienzo sin forrar, 225 x 174 cm.


El Capricho y Goya

Situado en las afueras de Madrid se rodea de un barrio que no se corresponde con lo que el jardín sugiere, pero para eso son los jardines, para transportarnos a lugares mágicos. 

Creado a partir de la década de 1780 por una de las damas más importantes de la nobleza española, Maria Josefa Alonso Pimentel, duquesa de Osuna. El pintor predilecto de los duques de Osuna era Goya, y sus obras decoraban el palacio. Además, su relación con el pintor dio como fruto lienzos como el retrato del matrimonio con sus hijos, que hoy puede verse en el Museo del Prado.


El Búnker de El Capricho | la Plataforma ciudadana

La "Plataforma Ciudadana para la apertura del búnker de El Capricho" se creó en noviembre de 2012, cuando un grupo de vecinos del distrito de Barajas se unieron para recoger el testigo de otras personas, que desde finales de los años 80 venían reclamando al Ayuntamiento que la estructura militar se abriese al público.

Ahora, el Búnker de El Capricho, la fortificación militar subterránea más importante construida en Madrid durante la Guerra Civil española (1936-1939) quedará abierto a las visitas del público desde este sábado 28 de mayo.




Cubierto por toneladas de hormigón capaces de resistir bombas de hasta 100 kilos, con una superficie de unos 2.000 metros cuadrados y a unos 15 metros bajo tierra se encuentra este búnker, un enclave de la Guerra Civil único en Europa por su estado actual de conservación y ubicado en un jardín del siglo dieciocho. 

Está ubicado junto a la entrada del palacete, a apenas unos pasos, donde figura una discreta puerta de acero que, aparentemente, nada tiene que ver con el jardín. El refugio fue construido en la localidad de Alameda de Osuna, lejos de los frentes de Madrid y bien comunicado, con presencia militar y con un arbolado propicio para el camuflaje. 

En total, el búnker posee siete dependencias rectangulares (cuatro a la derecha y tres a la izquierda), cuatro salidas al parque exterior y una galería de escape a la calle que atraviesa el subsuelo del Palacio de los Duques de Osuna, ubicado dentro del parque y frente a la entrada principal del búnker.

El refugio del General José Miaja no tiene una fecha exacta sobre su edificación (el ejército republicano destruyó documentos tras la toma de Madrid), se calcula que fue en 1937; configurado como el centro de operaciones de la República en la defensa de la capital, durante ocho meses, en la denominada Posición Jaca.



Visitas  al bunker


El búnker abrirá al público este sábado 28 de mayo, con una serie de visitas guiadas gratuitas que continuarán todos los sábados y domingos, a las que se puede asistir llamando al teléfono 916 397 869 o en la dirección de correo electrónico paa@talher.com 

El Jardín Histórico de El Capricho y la jardinería europea

El Palacio fue construido entre 1792 y 1795 por Mateo Guill y Manuel Machuca y junto a el se crearon los jardines que ocupan una superficie de 14 hectáreas,. Las ideas de jardinería que llegaban en aquella época de Inglaterra y Francia no pasaron desapercibidas para la duquesa de Osuna. Ese afán por volver a la naturaleza, tan predicado en la época dio como fruto el considerado como el jardín paisajista más importante de España, con suaves ondulaciones cubiertas de pradera y caminos serpenteantes junto a una ría y un lago.



El Capricho y el patrimonio

Es obvio que el Jardín de El Capricho, merece otro artículo, con detalles, con impresiones, con lo que fue y será. Todo vendrá. Pero estos días la noticia es que los ciudadanos, después de años de reivindicaciones, han recuperado un pedazo de patrimonio histórico y con ello su conservación estará a buen recaudo. 


Un jardín histórico que tenemos la responsabilidad de conservar y uno de los jardines incluidos en el libro Jardines Mágicos de España, por muchos motivos, sin duda. Volveremos.




CONTENIDO RELACIONADO