Rutina mañanera de Monty Don en su jardín de Longmeadow



Comenzar la semana conociendo una de las rutinas del famoso jardinero británico Monty Don es una de las atractivas propuestas de la Royal Horticulture Society para inaugurar la primera edición de Chelsea Virtual. En este caso, nos invitan a unirnos al recorrido que hace diariamente Monty Don y sus perros en su jardín de Longmeadow, mientras se dirigen con la comida de las gallinas desde su casa hasta el gallinero.




A partir de hoy y hasta el próximo 23 de mayo, Chelsea Flower Show 2020 se celebrará virtualmente, tal y como comenté ayer al habar de Virtual Chelsea. En este caso, conocidos diseñadores de jardines, artistas florales y personalidades de la jardinería compartirán nuevos vídeos y artículos inspiradores con los mejores consejos de diseño, combinaciones de plantación favoritas y tendencias de jardinería.


Rutina mañanera en Longmeadow



En el vídeo que comparto hoy, Monty Don muestra una de sus rutinas: llevar la comida a las gallinas cada mañana y comprobar cómo se encuentran. Para ello, tienen que cruzar el jardín de hierbas, el jardín del cobertizo para macetas, el invernadero de propagación y el icónico Jewel Garden, pasando el bosquecillo y cruzando el huerto hasta llegar a ver cómo están las gallinas.

Lo primero que hace todas las mañanas, nos cuenta, es coger los restos de la noche anterior para llevárselos a las gallinas. Es una disculpa para caminar por el jardín y comprobar que todo está en orden en cada uno de los espacios. Le acompañan los perros, porque nunca pierden la esperanza de obtener algo. En el vídeo, tristemente ya no aparece Nigel, que falleció hace unos días, partiéndonos el corazón a todos sus admiradores.

Al pasar por el jardín de hierbas, comenta que es una zona en progreso que comenzaron a plantar hace un par de años, ya que antes solía estar plantado con bolas de boj (Buxus sempervirens). Destaca también la importancia del cobertizo, que se llegado a convertir en la “sala de máquinas” de todo el jardín. También pasa por el invernadero de propagación un invernadero que en esta época del año está lleno de plantas que se han reproducido principalmente a partir de semillas.

Vista aérea de Longmeadow, el jardín de Monty Don

plano de Longmeadow, el jardín de Monty Don
invernaderos en Longmeadow, el jardín de Monty Don


Al llegar al llamado Jewel Garden destaca de la presencia de masas de inflorescencias de Allium ‘Purple Sensation’ y algún que otro tulipán que todavía florece. Cruzando el bosquecillo, nos advierte que ahora no hay nada interesante porque los cortó a ras de suelo el pasado mes de febrero, algo que suele hacer cada ocho años, pero el próximo año, la luz extra permitirá que se llene de prímulas y bluebells.

Una vez en el invernadero de madera, nos explica que en estos momentos allí cultiva tomates y en unos días habrá también chiles. En invierno, se convierte en el hogar de las plantas más delicadas. Al cruzar el invernadero comprueba que todo está en orden el huerto y continua su camino, el que destacan las grandes borduras de herbáceas, hasta llegar a su meta final, un gallinero que estaba allí cuando ellos llegaron a Longmeadow y que, por lo tanto, tiene ya 30 años. Allí le esperan unas gallinas algo tímidas con la cámara, pero que ponen 2 o 3 huevos al día para ellos.

Me ha encantado este paseo mañanero. Espero que a vosotros también.










PUEDE INTERESARTE



EXPLORA MÁS SOBRE ESTE TEMA

Entradas que pueden interesarte

Contenido patrocinado

INSTAGRAM